El tema de hoy es: La verdad

LA VERDAD 1

El tema de hoy es: La verdad

 La verdad como la entendemos o concebimos, no existe, porque aún pareciendo equivocados, algo de verdad  hay en nuestros razonamientos o afirmaciones y una verdad se puede construir –aunque parezca una herejía decirlo– de retazos, de pedacitos de la verdad de otros, incluso del razonamiento de quienes aparentan estar equivocados.

  Tengo que decir que: No existe ser sobre la tierra poseedor de la verdad absoluta, ni ser alguno que esté rotundamente equivocado porque la verdad absoluta no

existe y siendo relativa, cómo podemos estar seguros de poseerla, cuando puede ser modificada por circunstancias.

  Mejor será entender que la verdad aún considerándola relativa, nace de un puñado de pequeñas verdades, de la mentira piadosa, incluso del pedacito de verdad que aporta al todo la opinión de la persona que decimos, está equivocada. Nadie es propietario de la verdad o del error porque en la verdad podemos errar y en el error  puede encontrarse escondida la verdad.

  Ahora bien, no se extrañen si les digo que la verdad es una embustera, por eso la fotografía que la ilustra es la de Pinocho, desde luego que esto que digo lo puedo decir por la forma mal intencionada de obrar del ser humano puesto que si siempre hubiera buena intención cuando se hace uso de ella, ni sería relativa, ni se pondría en evidencia pero así  es como funcionamos.

  Tengo que añadir también que, las veces que la verdad ha salido de detrás de una mentira no se pueden contar con los dedos, así de tantas son y las tantas que esa verdad es resultado de la astucia de una persona ladina, no se pueden contabilizar porque se nos pierde la cuenta,   total que la verdad puede ser una circunstancia, un pensamiento de una mente extraviada, una trampa o una manipulación pero siempre será una verdad y no sé decir cuando la verdad es prefabricada porque la fábrica en que la astucia humana transforma, crea o destruye, no puede ser monitoreada porque se encuentra ubicada en el interior de la mente que es el arquitecto que construye sin planos, con viento o con lluvia y siempre está operativa.

  Tenemos que superar la creencia   que tenemos los seres humanos de tener la verdad de nuestro lado y es esa creencia generalizada, la que nos lleva a defender con tanta vehemencia nuestros puntos de vista, nuestras opiniones o  nuestras ideas, sin tener en cuenta que: Detrás de toda idea, de todo pensamiento, creencia u opinión, existe una razón, la razón de quién piensa, opina o tiene una idea; que en sí misma lo avalan para creer que está en posesión de la verdad.

  Por eso mismo, la verdad tan relativa como incierta, es pertenencia de todos y de ninguno, he ahí una paradoja que nos permite ser dueños de ella sin que tengamos que probarlo porque el solo hecho de tener una idea, un pensamiento, creencia u opinión, nos convalida para creer tenerla de nuestro lado y a la vez nos permite salir airosos cuando queda demostrado que estábamos equivocados, pues siendo relativa, bien pudiera ser que esa prueba aparente que nos aleja de ella, sea una mala interpretación del  hecho que nos juzgó equivocados.

  Total, que la verdad, siempre estará en entre dicho aunque paradójicamente se llame verdad y aún equivocados podemos creer que nos pertenece y al fin de cuentas muy dentro de nuestro ser sabemos que la verdad nos pertenece aunque no podamos expresarlo en voz alta por no poder demostrarlo.

 Debemos comprender que nadie en el mundo es poseedor de la verdad, todos tenemos nuestra cuota de verdad o un pedacito de ella y para acercarnos a ese convencimiento, tenemos que juntar esos pedacitos de verdad esparcidos por todos lados, Juntando semiverdades o pequeñas verdades, como si juntáramos las piezas de un rompecabezas, entonces si podremos pensar que estamos en posesión de ella y aún así  no podemos presumir de tenerla porque de esa gran verdad, solo nos pertenece un pedacito que fue el que aportamos al todo; aunque no por eso dejamos de sentir que es nuestra.

 Ya para terminar y teniendo en cuenta lo anterior, hemos de entender cuán importante es escuchar a los demás porque de ello sacamos complementos que unidos a lo que ya tenemos sabido, nos pueden dar un resultado cierto, una verdad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s