El tema de hoy es: Desigualdad económica y democracia.

El tema de hoy es: Desigualdad económica y democracia categoría política

El tema de hoy es: Desigualdad económica y democracia categoría política

Hablando de desigualdades, para nadie debería ser un secreto que la concentración de la riqueza en pequeñas élites muy dominantes y excluyentes, está directamente relacionada con la concentración del poder político —dentro de un sistema podrido llamado democracia y denominado el más perfecto de la tierra, sin que se haya podido demostrar— en estos mismos grupos o con vínculos corruptos con ella que hace posible que dicha concentración de riqueza se lleve a cabo sin impedimentos, con total cobertura de seguridad o mejor es decir de impunidad por parte de quienes dentro del estado pertenecen a la misma élite, no siempre de manera directa, casi siempre de manera encubierta por eso de guardar las formas y poder alegar inocencia si llegare el momento de tener que responder dentro de una remota e hipotética investigación por tramas corruptas.

   Tengo que recalcar y volverme reiterativo con datos que a algunos —como yo— asombran y a otros desnaturalizados deberían avergonzar, pero la vergüenza es algo que quienes cometen iniquidades han desterrado de su vida pública, aunque en privado al menos si les dé un sobrevuelo sobre sus negras consciencias, el dato a que me refiero dice que casi la mitad de la riqueza del mundo está en manos del uno por ciento más rico de la población, la otra mitad se reparte entre el noventa y nueve restante y desde luego, no equitativamente, también queda reflejado que la mitad más pobre de la población mundial posee la misma riqueza que las ochenta y cinco personas más ricas del mundo. Estos son datos que hacen hervir la sangre de rabia y muestran a un mundo sin futuro porque sin consciencia social, el mundo no tiene otra salida que la destrucción porque es entendible que cuando el hambre acosa y los niños, la población más vulnerable lloran por los dolores que produce un estómago vacío, cualquier salida es buena y la salida de los desesperados puede ser más destructiva que un terremoto o un huracán, esto deberían entenderlo bien quienes propician tal desigualdad y que son quienes tienen algo que perder.

   Ahora bien, es esta situación tan inaceptable la que da marco y desarrollo a problemas sociales —que no justifico pero que sí los entiendo— tales como la delincuencia común desbordada, el terrorismo y la inseguridad tan generalizada en el mundo y de ello son más responsables políticos y élites corruptas que quienes llevan a cabo esos actos en nombre de la desprotección estatal, del hambre y de la miseria de lo que tales bellacos han hecho una institución malvada pero eso sí, muy bien cubierta y rentable hasta la iniquidad.

   Continuando con este tema, desagradable por antisocial e injusto, vemos que la pobreza que esparcen por el mundo a base de corrupción y tejemanejes los pocos que ostentan casi toda la riqueza de la tierra, se va heredando de generación en generación por razones como: El adoctrinamiento al que ha sido sometida la población pobre de la tierra que los mantiene aguantando con la cabeza gacha sin una queja, el terror dirigido contra las masas por las instituciones armadas de los estados como instrumento de control social, las creencias religiosas asumidas como dogmas de fe, hábilmente introducidas en las mentes adoctrinadas para que cumplan con el papel que iglesia y estado tienen pactado para seguir manejando el poder que los hace inmensamente ricos, inmensamente poderosos e inmensamente injustos, apartados sin miramientos ni vergüenza de lo que predican pero que no practican.

   Ya para terminar, en todo esto juega un papel importante la ponderada democracia, la que nos han vendido como el sistema político más perfecto que existe, algo que en la práctica, no se ha ganado porque es a través de ella que el mundo lleva el rumbo actual en perjuicio de la población pobre de la tierra, desde luego que de todo esto, todos tenemos culpa porque los cuatro gatos que se reparten el queso, lo pueden hacer impunemente porque nosotros y la democracia se los permitimos, ahí está plasmada su perfección, en defender al poderoso y oprimir al humilde, pero no hemos de quejarnos, tenemos lo que nos merecemos porque con nuestra venia lo hemos y estamos permitiendo, así que a luchar por nuestros derechos o a aguantar de pie como los hombres. “El que quiera ser águila que vuele, el que quiera ser gusano que se arrastre, pero que no llore cuando lo pisen.” Frase de Emiliano Zapata, el revolucionario mexicano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s